Vicepresidencia e instituciones avanzan hacia la eliminación del matrimonio infantil

En la Reunión Técnica para la Coordinación Interinstitucional sobre el Matrimonio Infantil y Uniones Tempranas (MIUT) se definieron los ejes estratégicos, objetivos y líneas de acción del plan para combatir este flagelo

SANTO DOMINGO, 7 de febrero de 2020– La Vicepresidencia de la República, a través del Gabinete de Coordinación de Políticas Sociales (GCPS) junto a instituciones colaboradoras, realizaron la Reunión Técnica para la Coordinación Interinstitucional sobre el Matrimonio Infantil y Uniones Tempranas (MIUT), en la que se definieron los ejes estratégicos, objetivos y líneas de acción del plan para combatir esta problemática con políticas públicas adecuadas.

La actividad, que es un espacio de coordinación intersectorial para el abordaje integral y multidimensional del MIUT en República Dominicana, sirvió para generar compromisos hacia la acción conjunta mediante la coordinación, diseño, formulación y acompañamiento a la implementación de intervenciones para la prevención, así como la definición de los ejes estratégicos, objetivos y líneas de acción del plan para combatir este flagelo.

El encuentro se ejecutó con el apoyo del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF), e instituciones aliadas, como el Fondo de Población de la Naciones Unidas (UNFPA), ONU-Mujeres, Plan Internacional, Save The Children, Visión Mundial, programa Progresando con Solidaridad (Prosoli), así como los principales ministerios de línea y organizaciones de la sociedad civil, entre otras.

La directora técnica del GCPS, Rosa María Suárez, aseguró que el matrimonio infantil es causa y efecto de la pobreza, ya que agudiza el círculo de vulnerabilidad sacando a las niñas de las escuelas, las exponen a condiciones de violencia, dificultando su empoderamiento, y un proyecto de vida que les permitan prosperar como es la preocupación de la vicepresidenta de la República, doctora Margarita Cedeño.

Señaló que la reunión sirvió para analizar la cadena de causalidades no tradicionales que promueven el MIUT, abordando vertientes no comunes como la influencia de la familia y los roles que esta le impone a la niña, como que estas están para ser cuidadoras, que los niños son los que se priorizan para que permanezcan en la escuela, así como otros puntos clave.

“Las investigaciones que hemos realizado con Prosoli han arrojado que cuando las niñas cumplen 15 años, toda la sociedad, su comunidad, le atribuye un rol de adulta, y automáticamente le empiezan a preguntar: ¿Dónde está el novio?, ¿cuándo te vas a casar?, esto nos lleva a un tema muy sensible que hay que analizar porque tenemos que ver cuándo comenzar esa protección y prevención”, indicó.

Agregó, además, que se está trabajando para lograr que legalmente se considere, sin excepción, que a los 18 años es cuando se termina la infancia, y por tanto, a edades anteriores no se debe permitir el matrimonio. Manifestó que otro problema a considerar es la creencia de los padres de que uniendo a la niña a un hombre mayor; es que ella va a resolver la situación económica de la familia, con lo cual la expone a violencia, ella se siente poco empoderada porque está disminuida, y además sale de la escuela.

“Los patrones machistas son los que tenemos que cambiar, por eso desde la Vicepresidencia se labora con el tema de la nueva masculinidad para que se creen valores, para crear una mirada diferente, que se cierre la brecha de roles entre las niñas y los niños porque ese es un tema fundamental que hay que trabajar desde la escuela, con los padres, con la comunidad”, agregó.

De su lado, Gavino Severino, Oficial de Políticas Sociales de UNICEF, quien representó a la titular de esa entidad en el país, Rosa Elcarte, dijo que el plan a elaborar contempla todas las aristas que tienen que ver con el aporte de soluciones concretas a la problemática del MIUT, y destacó el papel del Gabinete Social de la Vicepresidencia de la República, utilizando su gran poder de convocatoria de los sectores que luchan para erradicar ese flagelo.

“El matrimonio infantil y las uniones tempranas requieren de una mirada integral e intersectorial, con la conjunción de esfuerzos, de todos los sectores, podremos tener un plan que aborde los temas de prevención, que identifiquen las estrategias para la atención de niñas y adolescentes casadas o unidas, y para el fortalecimiento del sistema de protección de derechos. Y, por último, pero no menos importante, definir las estrategias para promover la modificación de la legislación para prohibir el matrimonio de menores de 18 años, sin excepción”, enfatizó.

Durante el evento, se presentaron avances en el diseño y la formulación del Plan de Prevención, Atención, Protección e Incidencia Política para la erradicación del Matrimonio Infantil y las uniones tempranas, que estuvieron a cargo de la consultora Gloria Ortega.

Marcar el Enlace permanente.

No se admiten más comentarios